Ir al contenido principal

Fuego y tortilla


Transmutación es para la alquimia la posibilidad de convertir metales comunes en oro. Para los estudios esotéricos, la posibilidad de transgredir de un plano del ser a otro más elevado. Para mi, la posibilidad de que un conocimiento gastronómico de cotidianidad absoluta se le otorgue un carácter de importancia general.

Dicho lo necesario, comencemos. El fuego para las sociedades mesoamericanas –y para casi todas las del mundo- era motivo de reunión. Tal fue su importancia, que muchos de ellos lo consideraban una representación del sol, una manifestación viva de la fuerza de la naturaleza, una representación continua de la origen, manutención y evolución del universo. La vida misma concretada en un lugar de fuego.

Los fogones mexicanos, esos sitios de aspecto ancestral construidos sobre tres piedras, sobre una mesa de madera, sobre una piedra más grande, o sobre un hueco en la tierra a lado de un árbol, son herencia de ese entendimiento cósmico. Son la manera de cualquier entidad social de conectarse con su pasado, presente y futuro.

El comal sobre un fogón de tres piedras es una abstracción del universo mesoamericano, su principio y fin. Son la manera en que las civilizaciones entendían la forma en que habían nacido: a fuego, piedra, agua y tierra. Maíz para muchos, elementos naturales para otros. Ante este conocimiento, el hombre busca maneras para honrarlo, simbolizarlo y, finalmente, comerlo. Valga el concepto: transmutarlo.

La esencia de la tortilla, para los pueblos originales mexicanos, es la representación del sol. El astro rey da al mundo vida, la tortilla también. El sol ilumina al maíz para hacerse alimento, la tortilla es redonda en sentido representativo al sol como fruto de su luz. El sol es masculino, y las mujeres honran su trabajo y el de sus hombres al procesar con cuidado los granos de maíz, cocerlos y dar sustento –vida- a través de la tortilla.

Es el fogón el lugar de vida. Es el fogón, comal, mujer y tortilla, representación complejísima del universo. Es con cada tortilla, preparada e ingerida como desde hace más de 2 mil años, que se mantiene viva la esencia del pueblo mexicano.

Seguramente usted en uno de sus viajes le ha tomado por sorpresa la maestría de una niña al manejar el fuego vivo que calienta un comal, sobre el que su madre prepara tortillas. Parece que la relación fogón-mujer-tortilla ha existido desde siempre y es un conocimiento casi místico heredado genéticamente. Las preparación de las tortillas se aprende con el paso del tiempo, pero su comprensión simbólica se adquiere con paciencia al echar cientos o miles de tortillas durante la vida.

Le invito a que esa sorpresa y gusto por una tortilla a mano recién salida del comal no se detenga en la admiración de la mujer o en el placer de ingerirla. La próxima vez que pruebe una tortilla, trate de entender que en cada una de ellas la vida misma se condensa y se hace círculo. Al final, un taco es un taco. Fuente de vida, calor, alimento, maternidad y México.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Recados Yucatecos y su clasificación

CLASIFICACIÓN DE LOS RECADOS YUCATECOS. Recado vs. Recaudo. ------------------------------------------(Esta sección del texto fue publicado en el 2013 en este mismo blog por Lalo Plascencia con el título InterCambio Academico III Recados Yucatecos marcando el inicio de nuestrao estudio y su academización.)--------------------------------- Por Lalo Plascencia: Para comenzar, hay que aclarar las diferencias semánticas entre la palabra  recado  y  recaudo  que sobre todo de uso socialmente aceptado y que tiene significaciones muy profundas que pueden ilustrar la diferencia entre la cocina peninsular y la del resto de México. En Yucatán, la palabra  recado  hace referencia a un preparado, generalmente una pasta o polvo con distintos grados de molienda que contienen distintas especias molidas para lograr un sazonador o fortificante de sabor que son básicos y quintesenciales de la cocina local. En otros estados del país como Puebla o Oaxaca, la palabr

Maderas Yucatecas de Uso Culinario

La investigación gastronómica exige el compromiso con la localidad en la que se está inscrito. Nuestra Metodología establece que todo aquello que sea parte del ambiente natural y social del lugar de residencia puede y debe formar parte de un proceso de Documentación cuyo principal objetivo es el procesamiento creativo para fortalecer los procesos de KUUK Restaurante, del chef Pedro Evia. Concientes de lo anterior, dentro de nuestros proyectos existe la necesidad de identificar y utilizar responsablemente los combustibles naturales a disposición del concepto. Entre ellos están las maderas de árboles que en muchos casos crecen como parte de la vegetación endémica de Yucatán. Las maderas locales a disposición se pueden dividir, en primera instancia, como las legales o permitidas para su uso y explotación responsable, y las no permitidas para explotación como son las maderas preciosas, semipreciosas o en peligro de extinción. En segunda instancia, y haciendo referencia a lo estrictam

Sal y la de Celestún

CONCIENCIA SALINA Este documento forma parte de una recopilación de información acerca de las diferentes sales que nos podemos encontrar en las cocinas del mundo entero. Este trabajo se realizó con la finalidad de crear conciencia dentro de los cocineros en K'u'uk y saber mas acerca de este preciado y antiguo ingrediente universal. LA SAL La sal común, conocida popularmente como sal, corresponde a la sal denominada cloruro sódico (o cloruro de sodio), cuya fórmula química es Na Cl . Existen tres tipos de sal, según su procedencia: 1) la sal marina y la de manantial, que se obtienen por evaporación 2) la sal gema , que procede de la extracción minera de una roca mineral denominada halita , 3) la sal vegetal que se obtiene por concentración, al hervir una planta gramínea. La sal proporciona a los alimentos uno de los sabores básicos, el salado , pudiéndolo percibir debido a que en la lengua poseemos receptores específicos para su detección.